¡Encuentran un oso religioso! Le atraparon rezando.

Cuando se trata de creencias, nada es suficientemente extraño ni fuera de lugar. Creíamos que la religión era algo único de los humanos. Pero lo cierto es que incluso los animales empiezan a necesitarla. Solo hay que ver a este oso religioso.

Tradicionalmente la religión ha sido la respuesta a todos aquellos fenómenos para los que el ser humano no ha podido encontrar una respuesta lógica. En la antigüedad no se entendía por qué llovía o anochecía: estos eran fenómenos que se asociaban a los Dioses. Hoy en día los elementos que se relacionan con la divinidad son diferentes. Se reserva a los Dioses para cosas como el destino o el por qué suceden cosas buenas que compensan las malas. Creíamos que solo las personas necesitábamos una forma de encontrar estas respuestas… Pero ahora todo parece estar cambiando… Y este oso religioso es la prueba.

Nunca se ha considerado que los animales tengan la capacidad suficiente como para desarrollar religiones. Ellos carecen de la necesidad de creer en aquello que no saben o no ven. Sin embargo, las imágenes que nos han llegado hoy parecen decir justo lo contrario.

Avanza con el botón “Siguiente” para descubrir qué está pasando en el mundo:

oso religioso

Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *